Elimina de forma natural las manchas marrones de la piel

Belleza 333 Visitas

Uno de los problemas de la piel que mas enfrentamos al pasar de los años es la aparición de manchas, sin duda suelen ser bastante molestas.


En la actualidad podemos encontrar lociones y cremas en el mercado, que prometen ayudarle a deshacerse de las manchas, pero son ineficaces, a menudo estos productos pueden contener químicos peligrosos. Por suerte existen remedios caseros que te ayudaran eliminar de forma natural y efectiva.

¿Porque salen manchas marrones en la piel?

Son varias las razones por lo que las manchas en la piel pueden aparecer. Algunas veces suelen desarrollarse como signo de la edad o también por la exposición excesiva al sol. Se trata de una alteración muy notoria que puede afectar la autoestima de la persona cuando no puede ser disimulada.
Aunque, por lo general, esta alteración se produce cuando la mujer llega a su etapa de la menopausia, existen algunos casos en los que se da desde una edad temprana, anunciando el envejecimiento prematuro.
La buena noticia es que existen remedios naturales que te permitirán solucionar este problema rápidamente, sin necesidad de gastar tanto dinero y lo mejor no provocan efectos secundarios.

A continuación 5 remedios caseros que te ayudarán a eliminar las manchas de la piel.

1. Limón y perejil

La combinación de limón y perejil hace un buen limpiador para la piel, ideal para atenuar las manchas y otras alteraciones comunes que afectan la belleza.
La vitamina C que aporta el limón regula la producción de melanina, contribuyendo a obtener un color más bonito. Por su parte, el perejil tiene una acción astringente y tonificante que ayuda a regular el pH de la piel para facilitar su limpieza profunda.

Ingredientes:

  • 1 limón
  • 2 cucharadas de perejil picado (20 g)

Preparación:

Extrae el jugo de un limón y mézclalo con las dos cucharadas de perejil picado. Antes de ir a dormir, aplícate la pasta por todo el rostro, déjala actuar 30 minutos y enjuágala con agua templada.

2. Vinagre de manzana

Puede disminuir la apariencia de las manchas y el paño gracias a su aporte de ácidos alfa hidroxi. Además, contribuye a regular el pH de la piel, reduciendo el exceso de sebo y destapando los poros obstruidos.

Ingredientes:

  • 2 cucharadas de vinagre de manzana (20 ml)
  • 6 cucharadas de agua (60 ml)

Preparación:

Diluye el vinagre de manzana en el agua y sumerge una bola de algodón en el líquido hasta que quede bien empapado. Aplica el producto sobre las zonas afectadas y repite el tratamiento mínimo 3 veces al día.

3. Yogur y zanahoria

El yogur natural tiene propiedades astringentes que facilitan la eliminación de células muertas acumuladas en la piel.
Por su parte, la zanahoria ayuda a mejorar el tono, es buena para cicatrizar y contribuye a reparar el cutis para deshacerse de esta alteración.

Ingredientes:

  • 1 zanahoria
  • ½ taza de yogur natural

Preparación:

Lava e introduce la zanahoria en una licuadora y procésala con la media taza de yogur natural. Aplica la pasta resultante sobre el rostro hasta formar una capa uniforme y deja que actúe, como mínimo, 20 minutos.

4. Patata

El almidón que contiene el jugo de patata es un buen remedio contra la pigmentación que genera oscuridades en determinadas zonas de la piel.

Ingredientes:

  • 1 patata

Preparación:

Pela y ralla una patata pequeña y extráele su jugo utilizando un colador fino o gasa. Sumerge un algodón en el líquido y aplícalo por todas las zonas afectadas. Pasados 10 o 15 minutos, enjuágate utilizando agua tibia.

5. Zumo de cebolla

El zumo de cebolla tiene propiedades antibacteriana y astringentes que, al ser aplicada sobre la piel, tiene importantes beneficios. Contribuye a remover las células muertas, disminuye las arrugas y líneas de expresión y, por si fuera poco, es buena para combatir el acné.

Como la intención es aprovecharla para disminuir las manchas, en esta ocasión la combinamos con un poco de vinagre de manzana para obtener óptimos resultados.

Ingredientes:

  • 1 cebolla
  • 2 cucharadas de vinagre de manzana (20 ml)

Preparación:

Licua la cebolla y agrégale a su jugo dos cucharadas de vinagre de manzana. Sumerge un trozo de algodón en el líquido, aplícalo en la zona afectada y déjalo actuar 15 minutos.

Compartir

Comentarios